El verano ya está aquí, y con él también ha llegado el calor, el sudor y la necesidad de refrescarnos cada 5 minutos. Cuando el sol aprieta solo hay una cosa que nos apetece más que darnos un buen chapuzón, y esto es refrescarnos con una bebida bien fría. El problema es que la inmensa mayoría de refrescos que encontramos en el mercado son bebidas altamente azucaradas. Estas, tienen muchos aditivos lo que las hace muy poco saludables. Si eres de los que no puede estar en la playa o en la piscina sin un vaso de refresco en la mano, toma nota, porque en el siguiente artículo de Welthy te daremos una lista con las mejores bebidas refrescantes y saludables para el verano.

La importancia de mantenerse hidratado

Beber la cantidad suficiente de agua es importante durante todo el año. Ya sea a través de líquido o mediante comida como fruta o verdura, es imprescindible que tomemos agua para que nuestro cuerpo funcione como debe. Pero en verano estas necesidades aumentan ya que el calor y la sudoración ponen las condiciones fatídicas para que suframos una deshidratación –aunque sea leve-.

Hay mucha gente que no tiene el hábito de tomar agua regularmente y otra que no ingiere líquido si no es a través de refrescos y bebidas con sabor. Esto dificulta mucho que nuestro cuerpo se mantenga hidratado. Es por eso que las bebidas refrescantes que te enseñaremos a continuación pueden ser una buena forma de hidratarse y que nuestro paladar disfrute.

Agua infusionada con frutas

Las infusiones de agua son un método extremadamente sencillo pero que puede dar resultados deliciosos. Para ello simplemente tenemos que añadir fruta cortada en un recipiente de agua y dejarla reposar algunas horas –mínimo 2- hasta que infusione y el agua coja el gusto de la fruta. El resultado es una bebida sin calorías, con mucho sabor, y que con hielo tomada en frío es tremendamente hidratante y refrescante. La realidad es que las opciones son casi infinitas, ya que puedes usar la fruta que más te guste y hacer tus propias combinaciones. Aquí van algunas ideas para que empieces a probar:

  • Limón, pepino y menta: por cada medio litro de agua debes añadir 4 rodajas de limón, 2 de pepino y 4 hojas de menta fresca. El resultado es una bebida muy refrescante y que además es diurética.
  • Canela y manzana: añádele 2 ramitas de canela y 2 rodajas de manzana por cada ½ litro de agua. Obtendrás un agua de manzana con la que pasar el calor de la forma más deliciosa.
  • Agua de coco con aloe vera y limón: el agua de coco es uno de los productos que en los últimos años ha entrado con fuerza en nuestro país. Y no es de extrañar, puesto que no solo es deliciosa, sino que nos da un gran aporte mineral sin sumar muchas calorías. Eso sí, es importante que sea natural ya que la mayoría del agua de coco que venden embotellada tiene azúcares añadidos y otros aditivos.  Para hacer esta bebida refrescante y saludable, debemos mezclar media taza de agua de coco, dos cucharas de aloe vera, 2 limones recién exprimido y ½ litro más de agua normal. Esta bebida no solo es refrescante, sino que además es muy digestiva. Esto le convierte en un elemento perfecto para las siestas veraniegas después de una comida copiosa.
  • Agua de sandía: esta receta de bebida refrescante para el verano es otra de las que una vez lo has probado te vuelve adicto. No solo por su gran sabor, sino por la sencillez de su preparación. En 1 litro y ½ de agua debes añadir un cuarto de sandía cortado en cubos, unas cuantas hojas de hierbabuena, medio limón cortado y el zumo de otro limón. Una vez haya reposado durante un par de horas ya tienes tu agua de sandía preparada para ser tomada. A la hora de tomártelo puedes dejar la fruta o quitarla, pero ten en cuenta que cuanto más tiempo esté la fruta dentro del agua más sabor va a coger.

En todos estos casos podemos tomarlos como más nos guste, si quieres le puedes añadir cubitos o hielo picado para darle el efecto de un granizado. Ponerlo en el congelador y sacarlo justo antes de que se hiele también es otra buena opción. Hagas lo que hagas, lo mejor siempre es preparar al menos 2 litros y así siempre tendremos nuestra bebida refrescante y saludable en la nevera.

Té helado casero

El té helado es una de las bebidas refrescantes más populares en todo el mundo, no obstante, el problema de los tés embotellados que se comercializan es su alta cantidad de azúcar. Esto los convierte en una bebida perjudicial para nuestra salud si los tomamos regularmente. La parte positiva es que preparar té helado en casa es muy fácil y rápido, por lo que podremos disfrutar de una de las bebidas refrescantes más saludables quedándonos solo con sus aspectos positivos.

La preparación es la siguiente:

  • Calienta el agua a 90 grados, hasta que empiece a hervir.
  • Añade la cantidad de té que desees al agua (dependiendo de la cantidad que le pongas la infusión será más o menos fuerte).
  • Tapa el recipiente y deja que infusione durante 4 minutos.
  • Destápalo y retira el té.

Una vez tenemos el té preparado podemos añadir lo que queramos para darle otros aromas. Un poco de zumo de limón o unas rodajas, un poco de stevia para edulcorar y dejarlo en la nevera hasta que esté bien frío son muy buenas opciones. Si quieres ponerle algún edulcorante es recomendable hacerlo cuando aún esté caliente ya que de otro modo resultará difícil que se mezcle bien.

Uno de los errores más comunes a la hora de preparar el té –ya sea helado o caliente- es dejarlo dentro del agua durante más tiempo para darle más sabor. El té tiene un tiempo de infusión limitado y nunca debemos sobrepasarlo si no queremos alterar su aroma y sabor. Es por eso que si lo que queremos es que tenga un gusto más fuerte, lo que se debe hacer es añadirle más cantidad.

Otro de los grandes beneficios del té helado es que lo podemos hacer con el tipo de té que queramos. Podemos ir probando con distintos aromas y sabores hasta que encontremos el perfecto.

Ahora que ya te hemos dado ideas para hacer bebidas refrescantes y saludables ya no tienes excusa para dejar los refrescos de lata durante este verano. Además, todas ellas son recetas muy sencillas y rápidas de preparar. Si quieres más ideas de platos y bebidas refrescantes y saludables para el verano no pierdas de vista los artículos del blog. Allí iremos subiendo más recetas y consejos, como este gazpacho light que puedes preparar en casa.