CESTA

Envío
Pasa por caja para calcular coste de envio у finalizar la compra
Totales del carrito
Subtotal 0,00
Total 0,00
Qué comer cuando tienes gases

Qué comer cuando tienes gases

Nutricionista Luisa Castillo

30/05/2023

¿Quieres saber qué comer cuando tienes gases? Los gases son una condición de salud que afecta a muchas personas. En realidad, forman parte del proceso normal de digestión, aunque si se quedan atrapados o se mueven con dificultad, pueden provocar molestias. 

El número de gases puede aumentar notablemente al tragar aire o consumir ciertos alimentos que imposibilitan la digestión. También determinados trastornos digestivos, como sucede con la celiaquía o el síndrome del colon irritable, pueden provocar el aumento de gases y con ello dolor. 

De ese modo, para evitarlo es preciso hacer algunos cambios sencillos en la dieta, como reducir la ingesta de ciertos alimentos o realizar algunas prácticas, como comer despacio y en un ambiente relajado. En Welthy te contamos qué comer cuando tienes gases. 

¿Qué comer para eliminar los gases? 

Los gases y flatulencias aparecen en el estómago tras sufrir una distensión o cuando se acumulan los gases en los intestinos como consecuencia del consumo de alimentos que son fuente de proteínas, grasas y carbohidratos. 

También el estrés, algunas patologías de tipo digestivo o la ingesta de algunos medicamentos pueden desembocar en este síntoma, que incluso puede acarrear consecuencias negativas en nuestra calidad de vida.

Para prevenir la aparición de gases o aliviar sus efectos, es necesario reducir la presencia de algunos alimentos que veremos más adelante, como las legumbres o frituras, así como cambiar algunos aspectos de la alimentación, como masticar despacio o caminar después de comer. Sin embargo, algunos alimentos pueden ayudar a reducir significativamente el impacto provocado por los gases. 

Si quieres saber qué comer cuando tienes gases, ¡sigue leyendo! 

  • Jengibre. Es una raíz bastante beneficiosa, considerada como un súper alimento al ser un antiinflamatorio natural que ayuda a combatir el envejecimiento y enfermedades respiratorias. Sin embargo, también ejerce una función muy valiosa en el sistema digestivo, por lo que suele recomendarse su consumo antes de las comidas principales. Puede incluirse en nuestra alimentación en forma de polvo, desecado o fresco, y ser utilizado en ensaladas, infusiones o zumos.
  • Yogur natural. Su composición está dotada de numerosas bacterias probióticas que viven en nuestro intestino y que contribuyen con una adecuada salud intestinal. Esas bacterias calman la inflamación y facilitan la digestión. Al mismo tiempo, evitan que las bacterias malas proliferen y facilitan la absorción de algunos alimentos. En el caso de las personas alérgicas a la lactosa, los especialistas suelen recomendar el kéfir, en sustitución del yogur natural, al contener las mismas propiedades probióticas.
  • Calabaza. Es una verdura compuesta en su mayor parte por agua, que incluye fibra y potasio, y previene la retención de líquidos. Este alimento capaz de ayudar al sistema digestivo también mantiene a raya el colesterol, previene la retención de líquidos y actúa contra el estreñimiento y los parásitos intestinales.
  • Vinagre de manzana. El vinagre de manzana, al igual que sucede con el yogur natural, mejora la digestión y fortalece la flora intestinal gracias a sus probióticos. La distensión abdominal puede prevenirse si se toma una cucharada de vinagre con agua antes de cada comida. Además, es un buen aderezo para las ensaladas y, además de reducir la presión arterial y estimular la circulación, interviene en la desintoxicación del organismo.
  • Kéfir. Ya hemos hablado de este alimento, fuente de probióticos, que se utiliza para calmar los síntomas provocados por la acumulación de gases en el estómago, y que es muy útil en la prevención de diarreas y del estreñimiento. Además, mejora el funcionamiento del sistema digestivo.
  • Germinados. Ayudan a la digestión y combaten efectivamente los gases, de ahí que sea recomendable tomar un puñado de germinados crudos de fenogreco para obtener resultados.

¿Qué no comer cuando estoy con gases? 

Una vez conoces los alimentos que debes comer para eliminar los gases que tanto te molestan, también es conveniente que te pongas al corriente de los ingredientes que los producen. De ese modo, una vez identificados, podrás eliminarlos de tu alimentación diaria o reducir su ingesta para crear una dieta adecuada y evitar el malestar provocado.

Estos son los alimentos que pueden hacer que los gases aumenten en el intestino: 

  • Alimentos ricos en fibras y almidones resistentes que no pueden ser digeridos fácilmente por el organismo y fomentan la producción de gases: garbanzos, cebolla, brócoli, lentejas, frijoles, guisantes, coliflor, espárragos, pepino, alcachofas, ajo, maíz o coles de Bruselas.
  • Huevos. 
  • Edulcorantes artificiales, como el sorbitol y el xilitol. 
  • Determinadas frutas y vegetales que contienen fructosa. Se trata de un tipo de azúcar que no es absorbida a nivel intestinal de forma completa, lo que favorece la producción de gases. 
  • Refrescos y bebidas con gas. 
  • Chicles. 
  • Carnes procesadas y frituras. 
  • Alimentos elaborados con salsas.

La leche y algunos productos derivados pueden provocar gases, aunque no sucede en todos los casos. Básicamente tiene lugar en las personas que tienen intolerancia a la lactosa, de ahí que sea necesario eliminar los lácteos en la dieta y sustituirlos por yogures naturales ricos en probióticos y productos bajos en grasa.

El gluten también puede acarrear gases en celíacos o personas con intolerancia al gluten. Algunos alimentos que llevan gluten son la cebada, el centeno o el trigo. Por eso es fundamental prestar atención a los alimentos que han podido prepararse con estos ingredientes. 

Los gases pueden variar significativamente de un caso a otro, por eso es recomendable elaborar una especie de diario en el que incluir todos los alimentos consumidos durante el día. Se trata de una técnica sencilla para identificar los alimentos que pueden provocar los gases. La persona afectada puede realizar pruebas para comprobar si esos alimentos han sido los que han generado su malestar, para después analizar los resultados y eliminarlos de la dieta durante varios días. 

Sea como sea, este método es preferible utilizarlo con ayuda de un nutricionista para obtener la orientación precisa a la hora de eliminar ciertos alimentos en forma de fruta, vegetales, granos, leche y derivados. 

Algunos de estos alimentos son fuente de nutrientes, por lo que es posible que el nutricionista o médico recomiende volver a introducirlos progresivamente en la alimentación y en cantidades pequeñas.

¿Qué fruta comer si tienes gases? 

¿Quieres saber qué frutas puedes comer si eres propenso a tener gases? Desde aquí te mostramos una lista con las frutas más recomendadas para comer cuando tienes gases. 

  • Papaya. La papaya es una de las frutas que favorece la expulsión de gases, aunque no es la única. Otras frutas conceden una función similar, como es el caso de la pera, el melón, la sandía o el melocotón. Se trata de una fruta exótica que destaca por su sabor y por su alto contenido en fibra, algo que reduce el riesgo de acumular gases en el intestino.
  • Limón. El limón es muy beneficioso para el tracto digestivo, de ahí que muchas personas consuman zumo de limón tras cada comida para evitar que se formen gases en el intestino. Esta fruta es fuente de vitamina C, facilita la absorción del hierro y contribuye con el funcionamiento óptimo del sistema inmunitario. Además, es un magnífico depurador y ayuda a desinflamar el vientre. 
  • Piña. La piña mejora la digestión, gracias a una enzima que ayuda a asimilar mejor los alimentos, la bromelina. De esa forma, no produce gases y evita que se formen en el intestino.

¿Cómo desinflamar el estómago y quitar los gases?

Además de reducir la ingesta de ciertos alimentos y favorecer el consumo de otros, es recomendable prestar atención a algunos consejos efectivos para eliminar los gases del intestino

Conoce algunas estrategias increíbles que pueden ayudarte a eliminar esos gases eficazmente. No siempre funcionarán, pero es posible que alguno de ellos te permita eliminar las flatulencias de manera natural. 

  • Presionar el abdomen para deshacerse de los gases presentes en el intestino. Para hacerlo basta con acostarse boca arriba, llevar las rodillas hacia la barriga y presionar. Este procedimiento no conlleva ningún riesgo y puede ser utilizado en el caso de bebés y niños. Prueba a hacer un masaje abdominal con movimientos circulares suaves, tal y como si estuvieras empujando los gases hacia fuera.
  • Con el objetivo de combatir los gases y promover una buena salud intestinal, existen productos como Gut+, desarrollado por el reconocido laboratorio YourBiology. Gut+ es una fórmula avanzada que combina ingredientes probióticos y prebióticos, ofreciendo una solución confiable y efectiva.Gut+ ha sido diseñado cuidadosamente para superar los desafíos habituales que enfrentan los alimentos probióticos al pasar por el ácido estomacal. Su innovadora tecnología garantiza la liberación óptima de los beneficiosos probióticos en el tracto digestivo.Este producto ha demostrado su eficacia al mejorar el tránsito intestinal y promover un equilibrio saludable de la flora bacteriana del estómago. Además, el consumo regular de Gut+ ha demostrado reducir los niveles de estrés y mejorar la calidad de vida de aquellos que lo utilizan.En resumen, Gut+ es una solución confiable respaldada por la investigación científica, que contribuye a mejorar la salud digestiva y proporciona beneficios significativos para el bienestar general. MÁS INFORMACIÓN SOBRE GUT+ AQUÍ
  • Beber jugos naturales contra el estreñimiento. Una buena estrategia consiste en beber jugos naturales elaborados con ingredientes laxantes, como la avena, la ciruela, la papaya o el yogur natural sin añadir azúcar. También es posible consumir frutas con cáscara o que contengan albedo como la naranja para ablandar el intestino y multiplicar el volumen de las heces. 
  • Beber 2 litros de agua al día. Hidratar el cuerpo y las heces es fundamental para facilitar su expulsión y evitar el estreñimiento, que es una las principales causas que provocan el aumento de gases y el dolor abdominal.
  • Medicación. Otra manera para eliminar los gases es a través de medicamentos farmacéuticos que pueden adquirirse sin receta médica. Eso sí, conviene preguntar al farmacéutico para saber cuáles son los más eficaces que pueden adaptarse a nuestras necesidades y aliviar los síntomas de forma eficiente y rápida.
  • Té contra los gases. Una gran opción es beber tés especialmente indicados para eliminar los gases y reducir el dolor en la región abdominal. Un ejemplo es el té de hinojo con toronjil, una infusión que no debe endulzarse y que puede tomarse varias veces al día.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TE PODRÍA GUSTAR

  • Nutrición

    Qué comer después de una operación de vesícula

  • Nutrición

    Diferencia entre alimentación y nutrición

  • Nutrición

    ¿Es bueno beber mucha agua?

  • Nutrición

    Cómo evitar el estancamiento en la pérdida de peso

    Si has iniciado un cambio de hábitos, has empezado a comer de forma saludable y practicas…

    LEER