CESTA

Envío
Pasa por caja para calcular coste de envio у finalizar la compra
Totales del carrito
Subtotal 0,00
Total 0,00
¿Qué es la gordofobia?

¿Qué es la gordofobia?

Nutricionista Luisa Castillo

03/11/2022 Última modificación: 17/11/2023

¿Quieres saber qué es la gordofobia? La discriminación en la sociedad es algo que está a la orden del día. Numerosas personas sufren el rechazo por su condición sexual, la etnia de origen, el color de la piel, una discapacidad, etc. El simple hecho de minusvalorar a una persona por sus características individuales hace que, en el fondo, se produzca un sesgo social que puede afectar a nivel psicológico a todos aquellos que lo padecen.

La gordofobia se confirma como uno de los conceptos que toman protagonismo en la sociedad actual. En un mundo donde se rinde culto al cuerpo y en el que se llega a valorar en gran medida a las personas con perfiles bien definidos, hace que otras tantas se queden relegadas a un segundo plano simplemente por el hecho de ser obesas. Esto es lo que sucede en la actualidad en gran medida y sin que nos demos cuenta del rechazo que puede sufrir un amplio sector de la población.

Para saber más sobre la gordofobia, a continuación, en el siguiente artículo de la Welthy Magazine realizamos un análisis en torno al concepto, qué es, a qué hace referencia y qué significado se puede extraer de él.

¿Qué es la gordofobia?

¿Qué es la gordofobia?

La gordofobia es un proceso de odio y rechazo que sufren las personas con obesidad. Se considera una discriminación directa que padecen todos aquellos que tienen sobrepeso y que se les minusvalora por esta razón. Al fin y al cabo, son unas consideraciones falsas que toman algunas personas que, en realidad, piensan que todos los que tienen un mayor volumen de masa corporal están así por una apetencia propia o por la falta de voluntad para hacer una dieta. En este sentido, se realiza un cuestionamiento sobre el físico y se eleva el sentimiento de superioridad física que, en el fondo, no es más que pura apariencia.  

La discriminación que llevan a cabo las personas que tienen gordofobia se centra, fundamentalmente, en considerar que las personas con sobrepeso tienen una baja autoestima o no quieren cuidar su salud, es decir, como si fuesen débiles ante las tentaciones. El desprecio puede llegar a ser realmente considerable, ya que se da por hecho que las personas obesas están así por el desinterés de tener un cuerpo delgado o que no quieren cambiar.

Sin embargo, esto no es así. Las personas con sobrepeso tienen dificultades para poder adelgazar, de tal manera que no pueden lograr un control sobre el estado del cuerpo y, por esta razón, llegan a tener más peso del debido, algo que ocasiona problemas de salud. La grasa corporal llega a ser excesiva y se produce una desproporción en el volumen del cuerpo, algo que genera rechazo por parte de ese sector de la población que considera a estas personas como débiles o con falta de rigor a la hora de hacer frente a la obesidad. 

De todas formas, la obesidad se produce cuando se unen varios factores: la dieta personal que puede no ser la más adecuada, la herencia genética y la vida sedentaria que se convierte principalmente en el mayor problema. Cuando todos estos principios están presentes en una persona, se cae en la falta de cuidado personal y se desarrolla, así, un volumen elevado. Por esta razón, aparecen personas que deciden rechazar a todos los que tienen sobrepeso o que se encuentran con un volumen desproporcionado.

Las personas con gordofobia piensan que todos los que tienen sobrepeso tienen una categoría inferior, es decir, no tienen tanto valor y, a partir de ahí, el trato que tienen hacia ellas es peor. No todo el mundo quiere atenerse a los cánones estéticos que están establecidos socialmente; en realidad, no es cuestión de tener únicamente fuerza de voluntad, sino que hay una dificultad por alcanzar el peso ideal. La distorsión que se genera a partir de la gordofobia hace que muchas personas sientan el rechazo social y, por tanto, surgen víctimas del sesgo que ha ocasionado esta conducta.

Cabe la posibilidad que las personas que tienen gordofobia realmente muestran una actitud de rechazo porque tienen miedo a engordar. Se puede decir que son prejuicios que están asociados directamente con inseguridades personales; por tanto, la gordofobia no es solamente una acción que se realiza, sino también una serie de emociones internas que se tienen y que se manifiestan a través del odio y el rechazo.

Las personas que padecen la gordofobia sufren en sí mismas. Llegan a no realizar ciertas actividades simplemente porque creen que pueden hacer el ridículo o que les da vergüenza su cuerpo. Estas conductas se adquieren cuando están sufriendo ese rechazo procedente de la sociedad. Las burlas, insultos y el menosprecio se convierten en armas que dañan directamente la sensibilidad de las personas con sobrepeso. Esto son las consecuencias y secuelas que puede dejar la gordofobia en un amplio sector de la sociedad.

El aislamiento de una persona obesa hace que por dentro sienta culpabilidad. Se cae en el problema de ser señalado y, por tanto, no se llegan a controlar bien las emociones. La gordofobia es una amenaza para las personas que tienen más peso que el que marca su constitución; sin embargo, han llegado a tener un rechazo asimilado y continuado como para generar inseguridad propia y otros problemas psicológicos que tienen repercusión a largo plazo. Incluso, puede llegar a ocasionar ciertas conductas suicidas, especialmente en la sociedad más joven.

¿Qué significa la palabra Pocrescofobia?

¿Qué significa la palabra Pocrescofobia?

La pocrescofobia es otro de los conceptos que están teniendo un gran recorrido a nivel social. El término se refiere, en cierta medida, al miedo que se tiene hacia las personas con sobrepeso. Se produce un claro descontento y el consiguiente rechazo con las personas obesas. 

Así, un individuo que sufre la pocrescofobia refleja claramente la inseguridad y el problema que tiene con respecto a la posibilidad de empezar una dieta para perder peso. Esa presión resulta difícil de gestionar y, por tanto, se genera la ansiedad que viene acompañada de mayor consumo de comida.

De este modo, se cae en un círculo vicioso en el cual hay una clara desilusión por no alcanzar los objetivos, algo que puede desencadenar una depresión. Si a esto se le añade que socialmente se sufre rechazo, entonces hay un proceso de tristeza y falta de autoestima. Hay que tener en cuenta que la pocrescofobia está asociada a una discriminación evidente hacia los sujetos con sobrepeso, pero también hay que añadir que se procede a un aislamiento social que se padece duramente al tenerles miedo.

Las personas con anorexia nerviosa suelen padecer pocrescofobia. Se puede decir que este proceso de rechazo y aislamiento genera una intimidación indiscriminada sobre las personas que tienen más peso del normal. De esta manera, se puede categorizar esa fobia como un rechazo absoluto por el miedo de estar como las personas obesas; es decir, un individuo con anorexia nerviosa no quiere mostrar ningún atisbo de simpatía o cercanía con las personas que tienen más peso. En este sentido, se cae en la discriminación social que resulta realmente estricta a nivel global.

Todos los que tienen pocrescofobia manifiestan el sentimiento de rechazo y miedo al no querer ser como las personas con sobrepeso, lo cual puede desencadenar cierto miedo también hacia el consumo de algunos alimentos por el riesgo de engordar. Esto requiere intervención profesional de psicólogos especialistas que especifiquen dónde están los traumas o problemas que, en realidad, se manifiestan a través de la discriminación y la negación absoluta a mantener cualquier tipo de contacto o acercamiento hacia los individuos con más peso. 

La pocrescofobia está estrechamente ligada a la gordofobia. Ambos conceptos están muy arraigados socialmente y se pueden extrapolar no sólo al trato entre los ciudadanos, también puede llegar a desarrollarse en el ámbito profesional, algo que resulta realmente duro de asimilar. El hecho de que una empresa contrate antes a una persona delgada que a una obesa, puede ser un signo de gordofobia. Realmente, son principios que están bastante arraigados en la sociedad y que se manifiestan de forma habitual.

En cuestiones de salud mental y física, es imprescindible que las personas se sientan acogidas y respetadas por su condición personal. En cambio, pueden desarrollar ciertos problemas de autoestima cuando se encuentran relegados a un marco social apartado a causa de un volumen más amplio que el resto de personas. Entre los adolescentes es bastante habitual encontrar este tipo de fobias, ya que tampoco tienen las destrezas como para medir el daños y las consecuencias que pueden conllevar ciertas conductas.

En definitiva, este tipo de fobias requieren intervención clínica de un profesional de la psicología, pero también es cierto que son cuestiones de ámbito global. El buen trato a los demás se convierte en un bien muy preciado y deseado por la gente que sufre este tipo de fobias. 

El rechazo que puede sufrir una persona obesa puede desencadenar otros problemas mayores; por esta razón, la comprensión, la educación y la empatía se convierten en los principales alicientes para saber que, en el fondo, hay personas que pueden sufrir simplemente por ser rechazados por su condición física.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Dieta 1500 kcal para tonificar en mujeres PDF descargable
E-BOOK

Dieta 1500 kcal para tonificar en mujeres PDF descargable

MÁS INFO
  • triangle

    Dirigido a mujeres

  • circle

    Que quieren tonificar

  • rhomb

    Con todas las herramientas

TE PODRÍA GUSTAR

  • Nutrición

    Alimentos que protegen tu piel del sol

    Crema solar, gafas de sol, prendas ligeras, sombreros… A la larga lista de complementos que utilizamos…

    LEER
  • Coaching

    ¿Qué es el batch cooking?

  • Coaching

    Hormona de la felicidad: Nombre y Cómo aumentarla

    La Hormona de la Felicidad existe y se puede aumentar de forma natural. ¡Te explicamos cómo!

    LEER
  • Nutrición

    Qué no se puede comer durante la lactancia materna